Pedro Sánchez matiza la decisión del Supremo – Politización de la Justicia

220
sistema hipoteca la justicia

Tras la rectificación del Tribunal Supremo (TS) en que como veíamos en el artículo en el que cuestionábamos la separación de poderes en España, primero daba la razón a la gente y posteriormente rectificaba para dar la razón a la banca, se trataba el caso de quién es el beneficiario del impuesto de AJD y, por tanto, quien debería pagarlo. Esto afecta a una serie de personas (8 millones), más concretamente aquellos que hubieran adquirido su vivienda a partir del año 2014 (carácter retroactivo) en adelante. Para mí son claramente dos tipos de personas diferentes. Las que ya han comprado su vivienda bajo unas cláusulas y unas condiciones que no se pueden tocar y a aquellas que todavía no han firmado ningún tipo de condiciones y tienen pendiente la firma de su hipoteca sujeta a unas condiciones que pueden modificarse. Bien pues atendiendo a estos dos tipos de personas el TS decidió dar un giro repentino sin que ningún agente externo influyera sobre él – nótese la ironía – y dio la razón a los bancos diciendo que el pago del impuesto debía recaer sobre la gente. El poder judicial había hablado.

La marea de gente que comenzaba a cuestionarse la separación de poderes y aquella a la que simplemente le llamaba la atención la forma de proceder del TS abarrotaba las calles y se hacían oír. Ese es un momento que los populistas dominan históricamente.

¿Qué dijo Pedro Sánchez sobre quién debe pagar el impuesto de AJD y la decisión del TS?

“La compra de una vivienda es un gran plan de inversión.” Personalmente me gustaría que Pedro Sánchez hubiera utilizado otra palabra que no fuera invertir. Sabemos que invertir en vivienda contribuyó a que la crisis en España de 2007 y 2008 fuera mucho más cruenta y siga dando coletazos a día de hoy.

“Les anuncio la decisión que tomaremos mañana en el consejo de ministros, que será que nunca más los españoles paguen este impuesto y lo pague el sector financiero” [… ]“el poder judicial ha hablado pero ahora es turno de que hable el ejecutivo” Bueno pues efectivamente creo que el poder ejecutivo habló e hizo el ridículo pertinente. Internet está plagado de noticias que rezan que Pedro Sánchez ha rectificado al TS  y contravenido los intereses de los bancos (basta con realizar una búsqueda en Google de estas características). Creo, sinceramente, que el titular de este artículo es bastante más acertado. El ejecutivo no ha hecho una rectificación en sentido estricto y en la práctica, no ha hecho absolutamente nada. Lo explico:

Atendiendo a esas dos clases de personas que mencionábamos que habían sido afectadas por la decisión del TS (las que ya habían firmado la hipoteca y las que no) la decisión populista del ejecutivo solo recae sobre las segundas (aquellas que firmarán su hipoteca en el futuro). Pero ¿Les aporta valor? ¿Les concede un privilegio?

Después de la decisión primera del TS mediante la cual se daba la razón a la gente y los bancos debían ser los encargados de devolver el dinero a las familias afectadas, los bancos tomaron una medida muy curiosa al respecto ¿Cuál? Paralizar las hipotecas ¿Para qué? Para recalcular los intereses (aplicar tipos más altos). Pero ¿Por qué? Pues sencillamente porque el TS le había dado la razón a las familias, y a partir del momento actual camuflarían el pago del impuesto con un mayor pago de los intereses. Tan simple como eso.

Por lo tanto, ¿Quién ha salido ganando con la decisión del TS? Los bancos. ¿Y con la supuesta rectificación de Pedro Sánchez? Nadie, exactamente nadie. Solo es otro cambio más para que nada cambie.